30 Enero, 2017

Cómo reclamar la Cláusula Suelo

Cómo reclamar la Cláusula Suelo

El tema de la Cláusula Suelo es relativamente reciente, no hace mucho que el Consejo de Ministros aprobó un Real Decreto de medidas urgentes de protección de consumidores en materia de la Cláusulas Suelo indebidas que establece un procedimiento extrajudicial para resolver de forma “rápida y gratuita” las reclamaciones de los consumidores derivados de las últimas sentencias judiciales.

A estas alturas sería raro tener una cláusula suelo y no saberlo, pero puede darse el caso, o bien saberlo y estar muy confundido de cómo hacer para reclamarla.

Esto último fue lo que le ocurrió a mi tía con una casa en la que se había hipotecado hace años, estaba tan liada con su negocio que ni se dio cuenta del tema de la cláusula suelo hasta que, por casualidad unas amigas sacaron el tema y le hicieron dudar de si ella tenía o no esta cláusula en su contrato.

Lo cierto es que como mi tía sigue habiendo mucha gente que desconoce en profundidad el tema de las cláusulas suelo con lo que pueden estar perdiendo mucho dinero sin ni siquiera saberlo.

Una cláusula suelo es un condicionante que incluían los bandos en los créditos hipotecarios de tipo variable, esto es, los que se vinculaban al Euríbor, al IRPH y otro indicador. El requerimiento obligaba al cliente a abonar un tipo de interés mínimo independientemente de la evolución de la referencia.

Este mínimo (suelo) hizo que cuando el Euríbor se desplomó miles de hipotecados siguieron pagando altos intereses al banco.

¿Es ilegal la Cláusula Suelo?

Es importante entender que la cláusula en sí misma es legal, pero lo que es ilegal en sí mismo es el hecho de no haber informado adecuadamente al cliente de que el contrato la contenía, y de lo que esto conllevaba.

El papel del notario y registrador no está exento de polémica, en este caso, ya que deberían de haber notificado que el hipotecado entendía esa letra pequeña que contenía el contrato.

En caso de ser ilegal, se anula a todos los efectos como recuerda el Tribunal Europeo. De este modo, sería como que esa cláusula nunca sucedió así que debe devolverse el dinero cobrado demás desde el inicio del contrato de la hipoteca.

Por ello es muy importante revisar la escritura del préstamo. Mi tía tenía un poco de caos en casa y con todas sus mudanzas no sabía dónde la tenía. Lo bueno es que siempre se puede solicitar una copia en el banco o en la notaría en caso de posible pérdida del documento. Esto es lo que hizo ella para recuperar su escritura.

Lo cierto es que mi tía tenía todas las posibilidades de tener esta cláusula en su escritura, ya que había realizado su hipoteca con el BBVA, un banco que, junto con el Banco Popular, Liberbank, Banco Sabadell, Caixabank o Bankia tenían más posibilidad de haber introducido alguna de estas cláusulas.

En el momento en que mi tía se dio cuenta que, efectivamente, tenía esta cláusula empezó a poner cartas en el asunto para reclamarla, así que empezó a buscar especialistas en este tema. Así fue como dio con los servicios de clausula-suelo.net, donde la pusieron en contacto con un abogado especialista en cláusulas suelo para reclamar su dinero.

No cabe duda de que, muchas veces la información es poder, y es que mi tía estaba pagando mucho dinero de más en virtud de esta cláusula nula, y es que pese a estar bajando los tipos de interés su entidad financiera no rebajaba su cuota mensual de préstamo.

Al interponer la demanda consiguió recuperar su dinero, desde entonces, no deja de mencionarlo en todas las conversaciones, no vaya a ser que haya alguien tan despistado como ella que a estas alturas no sepa que su hipoteca tiene una cláusula suelo.